¿Por qué yo?

¿Por qué habrías de escuchar mis canciones entre las millones de composiciones que hay en Spotify o cualquier otra plataforma digital?

Pues mira, no lo sé. Quizá porque soy verdadero, quizá porque alguna vez has sentido lo mismo que yo, o quizá porque te sientes identificado con lo que escribo. No sé.

Puede que no tenga un vestuario llamativo, ni un estilo provocativo, ni cree conflictos en las redes, ni sea el abanderado de esta o aquella causa. No lo critico, ojo, pero no es mi estilo.  El caso es que desde que era pequeño aprendí el valor del trabajo y de que nada se consigue sin esfuerzo. Porque lo que fácil viene, fácil se va. Por eso intento que mis composiciones sean fruto de un trabajo serio y honrado, sin artificios y siempre con respeto hacia quien escucha.

Por todo ello, te invito a que hagas un alto dentro de la prisa que todos tenemos, te acerques a algunos de mis discos y escuches con atención. ¿Quién sabe? Lo mismo nos encontremos en este camino.

Te espero.